Gel de ducha Miotónico

€27.00

                “Deja el agua caliente caer por tu piel, todos tus músculos se relajan y los dolores forman parte del pasado.”

                Propiedades: tonifica la musculatura. Relajante muscular. Descontracturante. Dolor muscular. Circulatorio.

 La vibración violeta nos conecta con nuestras emociones, especialmente las que se han quedado enquistadas y somatizadas en nuestro sistema muscular. Nos alivia de las cargas musculares y es un excelente relajante muscular, es decir, emocional.

 Cuando nos sentimos contracturados y doloridos, no es solo un proceso físico resultado de hacer ejercicio o de la postura en el trabajo, sino de como estamos haciendo ese ejercicio o ese trabajo, la implicación emocional que estamos utilizando para desarrollarlo. Cuando las cosas nos gustan y nos sentimos en coherencia mente-corazón nos resulta fácil fluir por la vida. Cuando vivimos todo con dureza, con obstáculos, con dolor emocional, necesitamos esta vibración para conectarnos de nuevo desde la relajación. 

 Activa nuestra circulación para eliminar obstrucciones en nuestro camino hacia la armonía emocional. 

 Un tratamiento ideal para personas que han sufrido mucho, que viven enfermedades sicosomáticas, tipo fibromialgia, síndrome fatiga crónica, soriasis, etc., es combinar los tres baños. Un día ducharse con naranja para desactivar información, otro con violeta para conectar con nuestras verdaderas emociones y otro con verde para drenar y eliminar los residuos de emociones tóxicas. Sería una manera de trabajar como las capas de la cebolla. Eliminando una a una cada capa de sufrimiento, de forma sutil, para no crear corazas ni resistencias, y amorosamente.

 Ingredientes: harpagofito, castaño de indias, hamamelis

Presentación: 500ml